>Diez mentiras de la sexualidad femenina

>
Mucho se habla y se dice en torno a la respuesta femenina en el ámbito sexual. Mitos, mentiras y verdades se esconden tras este gran tema. Pero ¿cuáles son los más comunes? Aquí una lista de los más frecuentes:

Mito: Sólo las mujeres normales disfrutan del orgasmo cuando tienen sexo

Falsedad total. Hay mujeres que pueden disfrutar del sexo sin tener un orgasmo. Dependerá de la situación, del momento, del chico, de la anatomía de ella o hasta del ambiente en que se encuentren, pero la existencia de un orgasmo, no es siempre significado de disfrute. Si una mujer no tiene un orgasmo puede haber gozado igual de la relación sexual. De un 70 a un 80 por ciento de las veces lo alcanzan las mujeres que lo tienen con frecuencia. Sin embargo, no quiere decir que las que no lo tienen no disfruten del sexo.

Mito: Una mujer que tiene la regla no puede tener sexo

Falso: Hoy, por suerte, no está tan castigado que una mujer tenga sexo mientras dura su menstruación. Con el uso correcto del preservativo, la limpieza necesaria y unas sábanas casi desechables, el placer está garantizado. Sólo dependerá de si esto no provoca dolores en ella, pero el sexo es igual de placentero, o incluso más, que cuando no se tiene la regla.

Mito: La satisfacción femenina depende del tamaño del pene

Falso: Aunque es un tema que importa sobremanera a los hombres, a las mujeres no nos importa tanto, nos hemos cansado de decirlo. Hay preferencias, eso sí, pero eso no quiere decir que quien no tenga un gran pene no pueda dar satisfacción a su mujer. A las mujeres no les interesa un sexo meramente genital. Cuando un hombre con pene pequeño hace gala de otros esfuerzos para satisfacer a su mujer, ella estará más que agradecida. Muchas veces, mucho más que aquella que tiene un hombre de pene grande que basa el placer en su miembro.

Mito: Las mujeres nunca se masturban y las que lo hacen es porque están muy necesitadas

Falso: El 90 por ciento de las mujeres se han masturbado alguna vez en su vida. Y la frecuencia, el lugar y la manera de hacerlo dependerá de cada una, de su propia tensión sexual. Cada vez menos se considera a esta práctica como algo abominable cuando es practicada por el género femenino. Hoy la masturbación también está dejando de ser un juego unitario para convertirse en parte de un juego en pareja. A muchos hombres les gusta, en el medio del juego sexual, ver a sus mujeres tocarse y masturbarse. Eso es altamente excitante para ellos.

Mito: Las mujeres sienten menos deseo sexual

Falso: Ellas como ellos tienen la misma capacidad de excitarse, tener orgasmos y disfrutar la divinidad del sexo. Aunque las sensaciones y las respuestas en ambos son distintas, los dos están preparados para el deseo en igual medida. Además, se dice que el 68 por ciento de las féminas experimentan excitación sexual sin necesidad de la intervención masculina. Más de la mitad de ellas sienten estos deseos diario o varias veces en un mismo día.

Mito: El sexo se acaba con la menopausia

Falso: La retirada de la menstruación no significa en nada la pérdida del deseo de las mujeres. Solamente marca el fin de la vida fértil femenina. Sin embargo, las necesidades sexuales, el deseo y las respuestas siguen siendo las mismas salvo algunos factores de tipo físico, como la resequedad vaginal u otros. Pero incluso para ello hay solución: cremas o píldoras.

Mito: Una mujer que toma la iniciativa es una cualquiera

Falso: Años, siglos de desigualdad y sumisión han metido en las mentes femeninas que deben esperar por la iniciativa del varón y asumir en la relación sexual una actitud pasiva o de complacencia. Con la creencia de este injusto mito muchas mujeres asumen su sexualidad con resignación.

Mito: Las mujeres multiorgásmicas no existen

Falso: Muchas veces la respuesta multiorgásmica depende de la historia de cada mujer, de su capacidad de disfrute y de su misma respuesta y capacidad física. Sin embargo, no hay relación alguna entre satisfacción sexual y si se es o no multiorgásmica.

Mito: La eyaculación femenina es un mito inventado por ellas

Falso: Las glándulas de skene están hechas precisamente para que la eyaculación femenina ocurra. No todas las mujeres responden igual ni en la misma intensidad a esto. Y muchas mujeres pueden tener una pequeña eyaculación sin darse cuenta, o hay casos en los que la cantidad es verdaderamente para comprar sábanas nuevas…

Mito: Durante el embarazo y post parto el sexo disminuye

Falso: En los últimos meses del embarazo, las mujeres necesitan de sexo y más sexo para que el parto sea menos doloroso y todo ocurra de manera más natural. Además es el periodo en el que ellas estarán más excitadas que nunca. Luego del parto, también viven un incremento en su deseo sexual debido a los tantos cambios hormonales que su cuerpo experimenta. Por ello hay mujeres que quedan embarazadas nuevamente antes o justo después de la cuarentena.

Advertisements
This entry was posted in adultos. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s